miércoles, 18 de marzo de 2020

Posibles fármacos contra Covid19.

Actualmente, no existe ningún tratamiento para el SARS-CoV-2 más allá del cuidado sanitario, para paliar los síntomas o el soporte vital en los casos más graves en los que el virus  produce el stress respiratorio, afecta a las células epiteliales del pulmón y progresivamente ( en pocos casos) una fibrosis pulmonar y neumonía  que  acaba con  la vida del paciente.


 No obstante, se están estudiando varios fármacos antivírales autorizados para otras enfermedades.

 Aquí tendríamos varias posibilidades.

1. La Cloroquina (contra el paludismo, nombre comercial Resochín (R)  400) , la Hidroxicloroquina , que parece tener una mejor farmacocinética . Ojo a los efectos  secundarios , fundamentalemente,  que se acumula en retina produciendo  patología.

2 Inhibidores de la Reverso transcriptasa,   como el Lopinavir ( fármaco ya utilizado contra el VIH), o el Remdesivir, desarrollado inicialmente para tratar pacientes de ébola y que ha resultado beneficioso en animales de laboratorio infectados con el SARS-CoV-2.



 Según The New England Journal of Medicine, el primer paciente infectado de Estados Unidos ha mejorado su estado de salud gracias a la administración intravenosa de remdesivir. 



Motivados por este estudio, en China han comenzado varios ensayos para evaluar la eficacia de esos antivíricos en pacientes; los resultados podrían publicarse a finales de abril.

Por otra parte , un trabajo de Segalés indica  que un conocido fármaco, el ibuprofeno, podría ejercer actividad antivírica en los infectados, como ya se observó en los pacientes de ébola.  

Esto contrasta con otras informaciones que decían justamente todo lo contrario,  que su efecto inhibitorio sobre las Prostaglandinas podría generar menos síntesis de surfactante pulmonar y un empeoramiento de los síntomas. Habrá que esperar  más estudios.

Según los estudios de predicción  llevados a cabo por los investigadores, este fármaco se uniría a la actina, una proteína que forma parte del «esqueleto» celular y del que se sirve el SARS-CoV-2 para introducirse en la célula. A falta de corroborar estas afirmaciones con otros estudios preclínicos, los autores sugieren que la administración del ibuprofeno podría evitar de manera indirecta que la actina fuera utilizada por el virus. 



Dada la elevada similitud genética de estos virus, los investigadores creen que debería invertirse en el desarrollo de vacunas que puedan reconocer distintos coronavirus e incluso inmunizarnos frente a futuros brotes de virus de la misma familia. Esta medida, junto con la mejora de los protocolos de supervisión de humanos y animales, podría evitar situaciones de gravedad como la que estamos viviendo actualmente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario